Pasar al contenido principal
Educación

La reforma del proceso de nulidad  busca dar una  respuesta a los matrimonios fallidos

Esta ha sido una de las ideas más destacadas de las II Jornadas Anuales de Derecho y Teología de la Universidad Católica de Murcia en las que ha participado el cardenal Francesco Coccopalmerio, presidente del Pontificio Consejo para los Textos Legislativos.

La reforma del proceso de nulidad  busca dar una  respuesta a los matrimonios fallidos
Inauguración de las Jornadas

Vie, 27/05/2016 - 11:31

El Templo del Monasterio de los Jerónimos acogió el pasado jueves 26 de mayo las II Jornadas Anuales de Derecho y Teología de la Universidad Católica de Murcia organizadas por las Cátedras Inocencio III y de Teología de la UCAM.

El cardenal Francesco Coccopalmerio, presidente del Pontificio Consejo para los Textos Legislativos, que impartió la conferencia ‘La misericordia como clave de la justicia’, afirmó que la Iglesia Católica tiene la intención de acercarse a los fieles que tienen necesidad de clarificar el matrimonio. “Es un signo de misericordia y de amor por parte de la Iglesia, porque no siempre es fácil que los fieles se acerquen a la estructura jurídica de la misma, y ahora la Iglesia es la que se quiere acercar a los fieles con la reforma del proceso para la declaración de la nulidad del matrimonio”, añadió el cardenal.

Por su parte, el obispo de la Diócesis de Cartagena, José Manuel Lorca Planes, explicó que “en estas jornadas se actualizan temas que afectan principalmente a las prácticas de los sacramentos, ya que el derecho canónico toca la vida de los cristianos en todos los aspectos”. 

En este sentido, el presidente de la UCAM, José Luis Mendoza comentó que “estas jornadas de diálogo entre el derecho y la teología son muy importantes, ya que la justicia y el derecho son bases fundamentales”.

Javier Belda, profesor de Historia del Derecho y codirector de la Cátedra Internacional Conjunta Inocencio III de la UCAM, recordó el tema principal de esta edición “la misericordia entendida como modo de justicia para que no exista crueldad al argumento de la sola ley. La ley tiene que estar hecha para el hombre y no el hombre para la ley”. Belda aclaró que “puede parecer que la misericordia y la ley están completamente alejados, pero es todo lo contrario, porque la misericordia no implica no reconocer la gravedad de un acto o haber actuado contra la ley, sino que el objetivo de nuestro Señor es tener en cuenta que todo aquel que se confiese culpable está absuelto”. 

Vergentis 

En las jornadas también tuvo lugar la presentación de la revista Vergentis, de la Cátedra Inocencio III, que promociona el estudio del derecho canónico “desde un punto de vista del pasado para responder a problemas del futuro”, como ha explicado Javier Belda. 

También se presentó el Máster en Derecho Matrimonial Canónico que ofrece a los abogados del ámbito secular la posibilidad de formarse canónicamente “para que cuando conozcan la situación de un matrimonio roto, sean capaces de ofrecer una respuesta canónica, y pueda obtener una nulidad matrimonial en los tribunales si realmente fuera necesario”, recalcó Javier Belda.