Pasar al contenido principal
ucam

El aceite de oliva, entre los cinco productos más importantes de la industria alimentaria

El director general de la Federación Española de Industrias de la Alimentación y Bebidas impartió la conferencia de clausura del I Congreso Internacional de Aceite de Oliva celebrado por la UCAM y la Fundación Séneca.

El aceite de oliva, entre los cinco productos más importantes de la industria alimentaria

Jue, 24/09/2015 - 09:25

La Universidad Católica de Murcia inauguró el pasado miércoles 23 de septiembre el I Congreso Internacional sobre Aceite de Oliva ‘Current trends and new challenges in the olive oil sector’, organizado por la institución y la Fundación Séneca. En el acto intervinieron Estrella Núñez, vicerrectora de Investigación de la UCAM; el director del Congreso, José Antonio Gabaldón, y Fulgencio Pérez Hernández, director general de Producciones y Mercados Agroalimentarios de la CARM, quien destacó la calidad del aceite de oliva producido en la Región. Con una superficie de 21 mil hectáreas de cultivo, “se trata de un sector que pese a que en cantidad no es muy importante, no podemos competir con otras comunidades autónomas, en calidad de producto si”, matizó. 

España reflejo del mundoSobre la situación mundial del sector disertó el director ejecutivo del Consejo Oleícola Internacional, Jean Louis Barjol. Según señaló, España por sí misma tiene un consumo interior de aceite de oliva de 500 mil toneladas, y una producción, dependiendo de los años, de entre 80 mil y un millón 600 mil. “España representa de media el 45% de la producción mundial de aceite de oliva. Y esto significa que lo que pasa aquí impacta a nivel mundial”.   Dismuye el consumo de aceite de oliva

El director general de la Industria Alimentaria (Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente), Fernando J. Burgaz, impartió la conferencia inaugural en la que señaló que en los últimos años se ha manifestado un descenso en el consumo de aceite de oliva en España “con un incremento  de aceites de  menor calidad”; y matizó que “lógicamente” la situación económica de los últimos años ha repercutido en ello, pero apunta que este no es el único aspecto. “Hay que luchar más para que también nosotros mismos nos demos cuenta de la calidad de lo que tenemos”. Además, comparó el sector del aceite de oliva con otros de la industria alimentaria, para mostrar la necesidad de este primero de innovar. “La reflexión que el sector tiene que hacerse es si podemos seguir con las prácticas y las políticas actuales o ha llegado el momento de seguir la onda de otros sectores alimentarios”, señaló. 

Autentificación del aceite de oliva

El jefe del Departamento de Caracterización y Calidad de Lípidos del Instituto de la Grasa del CSIC, Manuel León, centró su ponencia en uno de los aspectos que más preocupa al consumidor, la autentificación del producto. Para ello aseguró que estos se enfrentan a una regulación y  un riguroso proceso de control, que “normalmente se cumple”. Al respecto incidió en que “a veces no es que no se cumpla la legislación, sino que esta puede llegar a ser incompleta, o que cambie mucho más lentamente que los requerimientos y las necesidades de consumo”

Durante la segunda jornada del Congreso tambíén intervinieron dos representes del CIDAF; su director, Alberto  Fernández, quien disertó sobre la composición del aceite de oliva; y y el coordinador de Investigación Científica, Antonio Segura, que centró su ponencia en los compuestos bioactivos en olea europea.

Cáncer de mama

“El aceite de oliva frena la progresión del cáncer de mama”, es una de las ideas expuestas por Eduard Escriche, miembro del Grupo multidisciplinar para el Estudio del Cáncer de Mama e investigador del Departamento de Biología  Celular, Fisiología e Inmunología de la Universidad Autónoma de Barcelona. Para acreditar esto se asienta sobre las investigaciones desarrolladas durante más de 30 años, y que les han permitido caracterizar algunos de los complejos mecanismos moleculares de acción que lo posibilitan. Al respecto ha aseverado que hay que entender el aceite de oliva no somo un fármaco, sino como un protector.

Menor consumo interno

El director general de la Federación Española de industrias de la Alimentación y Bebidas (FIAB), Mauricio García de Quevedo, fue el encargado de clausurar el Congreso. Durante su ponencia, destacó la fuerza del sector oleico español en materia de exportaciones, señalando que “este lleva más de diez años creciendo de manera sostenida por encima de la media”. Además, remarcó que el aceite de oliva es “un actor muy importante de la industria alimentaria”, situándose entre las cinco categorías de productos más importantes de este sector, junto a los cárnicos o los vinos. Pero pese a ello, recordó que el consumo de aceite de oliva en España está más ralentizado que las exportaciones. “Si la industria crece en torno a un 3-4%, las exportaciones lo hacen al ritmo del 6-7”. En referencia al consumo en alimentación, aseguró que este está “plano o creciendo moderadamente un 1%”, y matizó que si se está volviendo a recuperar un poco  el consumo en hostelería, “que lo hace a un 2-3%”.

El aceite de oliva, también en el postre

La nueva aula de Gastronomía de la UCAM ‘GastroLab Hermanos Roca’ acogió, también en el marco del Congreso, un taller gastronómico que tuvo como protagonista al aceite de oliva en cada uno de los platos que se presentaron, desde el entrante hasta el postre. Este fue impartido por el chef y profesor del Grado en Gastronomía, Pablo Gómez San Miguel.

Artículos de opinión