Personalidad de la UCAM

En la Universidad Católica San Antonio de Murcia el número máximo de alumnos por cada grupo es de sesenta y cada alumno contará con un tutor durante toda su carrera que   atenderá a sus características y necesidades concretas con el fin de garantizar el máximo aprovechamiento de sus capacidades.

La alternativa al modelo tradicional de formación universitaria va más allá de tener grupos reducidos. Para optimizar el rendimiento académico, los profesores partirán del estudio del nivel real del alumnado, mediante la evaluación individual de cada alumno, para desarrollar un programa de homogeneización que garantice un proceso tutelado de aprovechamiento de las enseñanzas.

La evaluación es en todas las materias continua y se estimula la autonomía personal con un ejercicio permanente de autoevaluación en combinación con el seguimiento continuo real.

El trabajo en equipo, como sistema de estímulo de la creatividad individual y colectiva, es otro de los elementos de la metodología didáctica de la UCAM, así como la relación directa y personal entre profesor y alumno.

La Presidencia de la Universidad Católica San Antonio se ha propuesto, desde sus comienzos, el objetivo primordial de la Calidad aplicada a un fin: aportar a sus alumnos un exigente nivel de preparación a través de:

la transmisión del rigor científico en los conocimientos,
el aporte de experiencias y habilidades que permitan aplicar esos conocimientos en la vida profesional y
la reflexión, a la luz del Evangelio, sobre los valores éticos que dan sentido a la actividad humana.

Uno de los rasgos diferenciadores de la UCAM es que, junto a la mejor formación académica, nuestros alumnos cuenten con una formación adaptada a la realidad socio-laboral que les permita afrontar su incorporación al mundo del trabajo en posición de ventaja.

Con el fin de garantizar el cumplimiento de lo propuesto, calidad en la formación, investigación y servicios, para lograr la excelencia, la UCAM ha diseñado y está desarrollando un Sistema de Organización de la Calidad y Excelencia en la Gestión, Docencia e Investigación, apoyado en las dos herramientas que nos proporcionan ayudas para la consecución de nuestros propósitos y que tan afianzadas están en el ámbito empresarial europeo: El Modelo EFQM de excelencia y las normas UNE-EN-ISO-9001: 2000.

A partir de aquí, la Presidencia de la UCAM y su Consejo de Gobierno están impulsando una política, mediante la utilización de las personas que componen esta Universidad y apoyándose en unos recursos propios y una serie de alianzas, dirigida a la realización de unos procesos de la manera más efectiva y eficiente, que tenga como resultado la satisfacción de los estudiantes, el personal administrativo, docente e investigador y la sociedad en la que la Universidad está inmersa.

Para que quede constancia objetiva de lo expresado anteriormente, la Universidad Católica San Antonio está realizando los trámites necesarios para su incorporación al II Plan de Evaluación de la Calidad de las Universidades gestionado por el Consejo de Universidades.

En esta línea nuestra Universidad ha realizado el Plan Institucional de Calidad.

La Universidad Católica San Antonio de Murcia ofrece a sus alumnos una ventana abierta al mundo en el que habrán de desarrollar su actividad profesional, un mundo más internacional, participativo, con nuevas formas, nuevas relaciones y nuevas tecnologías.

El profesorado está compuesto mayoritariamente por profesionales en activo que ejercen su profesión en empresas e instituciones. En todas las carreras se realizan numerosas prácticas, de carácter formativo en los laboratorios de la propia Universidad y de inserción en el mundo laboral, directamente en las empresas e instituciones. El personal de Relaciones Universidad-Empresa se ocupa de que otros profesionales y empresarios desarrollen actividades, como seminarios y conferencias, en la Universidad, así como de facilitar la salida profesional de nuestros alumnos, poniéndolos en contacto con las fuentes de trabajo.

"Las nuevas tecnologías de la información y la comunicación y los idiomas están presentes en todas nuestras carreras con el fin de que todos los alumnos cuenten con unas habilidades sin las que no será posible desenvolverse en el mundo del siglo XXI."

La Universidad Católica San Antonio de Murcia facilita a sus alumnos una formación global como persona.

A tal fin, la docencia se basa en:

Los contenidos específicos de cada especialidad que, dentro del marco regulado por las disposiciones legales, inciden en las materias de más actualidad en cada una de las distintas carreras.

Las materias y actividades de índole general que proporcionan una amplia base de conocimientos y habilidades, cada vez más necesarios en el mundo actual:

realización de prácticas en empresas e instituciones externas a la Universidad, dominio de idiomas, especialmente el inglés, utilización correcta y racional de aplicaciones informáticas y ofimáticas, desarrollo de la expresión oral como capacidad individual fundamental, fomento del debate de ideas entre alumnos y profesores, reflexión, desde el humanismo cristiano, sobre los valores éticos que dan sentido a la actividad humana, conocimiento y uso de las tecnologías de la información y la comunicación, realización de un trabajo fin de carrera para completar la titulación, promoción de estudios complementarios y de prácticas en otros países, planteamiento de los valores democráticos, participativos, de tolerancia y de respeto.

Posibilidad de ampliar la titulación con estudios complementarios de otras carreras que permitan una especialización acorde con las demandas del mercado laboral y que otorgan ventajas a nuestros alumnos.

La metodología didáctica parte del estudio de las situaciones concretas para, a través del análisis experimental, pasar al nivel conceptual, ofreciendo así el horizonte de rigor científico propio de los estudios universitarios.

La Universidad Católica San Antonio de Murcia ofrece un servicio de alto valor a sus alumnos y a las empresas. Se trata de dotar a nuestros alumnos de los conocimientos necesarios para facilitar su acceso al mundo laboral. Las funciones que se desarrollan son múltiples:

Información sobre ofertas de empleo y cursos especializados de formación que complementen el curriculum del alumno.

Orientación para la búsqueda de empleo.

Formación dirigida a los alumnos de los últimos cursos en la que, fomentando las habilidades de cada persona, se capacita a los alumnos para actuar eficazmente en su ingreso en el mundo laboral.

Selección de alumnos para ofrecer a las empresas titulados capacitados que den respuesta a sus necesidades.